300 efectivos de Cruz Roja para el dispositivo sanitario del Carnaval.

- El Ayuntamiento organiza un dispositivo de seguridad y emergencias con más de 1.700 servicios de Policía Local, Bomberos y Protección Civil repartidos durante todos los eventos del Carnaval

- El puesto médico avanzado estará operativo desde hoy viernes, 22 de febrero, hasta el domingo 10 de marzo

Las Palmas de Gran Canaria, viernes 22 de febrero de 2019.- Un equipo de más de 300 efectivos de trabajadores/as y voluntarios/as forman el dispositivo que, desde hoy viernes 22 de febrero y hasta el domingo 10 de marzo, trabajarán en el Carnaval de Las Palmas de Gran Canaria prestando apoyo sanitario a todas aquellas personas que lo necesiten durante el desarrollo de la fiesta.

Así lo han presentado esta mañana la concejala de Presidencia, Cultura, Educación y Seguridad Ciudadana, Encarna Galván, la concejala de Carnaval, Inmaculada Medina, y el presidente provincial de Cruz Roja Las Palmas, Juan Campos Pineda, durante la visita realizada con los medios de comunicación a las instalaciones del Hospitalito, situado en la calle Eduardo Benot (El Refugio, frente al Hotel AC), junto al Parque Santa Catalina.

En dicha presentación, Galván y Pineda han coincidido en valorar el esfuerzo del voluntariado de Cruz Roja, presente en todos los actos programados y con especial presencia en las cinco noches de carnaval (viernes 1, sábado 2, lunes 4, viernes 8 y sábado 9 de marzo).

Al puesto médico, donde trabajarán un total de quince personas entre médicos, enfermeros, personal sanitario, un equipo psicosocial y un equipo de intervención rápida, hay que sumarle, además, noventa voluntarios y voluntarias que observarán si es necesaria alguna intervención con el personal sanitario asignado a las ambulancias de soporte vital básico, ambulancia de soporte vital avanzado (medicalizada) y vehículo con equipo de intervención rápida. Además, una patrulla de socorristas recorrerá a pie las zonas no transitables para vehículos.

Tanto en la gran cabalgata (sábado 09 de marzo) como en el entierro de la sardina (domingo 10 de marzo), el número de efectivos alcanzará las 150 personas y en el caso de la primera, dará comienzo a las 16:00 horas con un despliegue de recursos humanos, mecánicos y náuticos que garantice el normal desarrollo de dicho evento.

Seguridad y atención a la mujer y los menores

El despliegue sanitario se complementa con el dispositivo de seguridad que pone en marcha el Ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria para cubrir los principales eventos del Carnaval capitalino y que este año congregará en diferentes días más 1.700 servicios de refuerzo de Policía Local, Bomberos y Protección Civil. De ellos, 764 corresponden a la Policía Local y 262 forman parte del Grupo Operativo de Intervención y Apoyo (GOIA). El Servicio de Extinción de Incendios y Salvamento (SEIS) por su parte, contará con 414 servicios durante todo el Carnaval, tanto en Santa Catalina como en el parque del Puerto, para atender cualquier emergencia relacionada con la fiesta. Este operativo de seguridad y emergencias se complementa con cerca de 600 servicios de los voluntarios del servicio municipal de Protección Civil.

Además, la Policía Local contará con un espacio dentro del hospitalito para atender a las personas que sean víctimas de violencia de género y a aquellos menores que consuman alcohol durante las fiestas nocturnas del Carnaval. Como ya hicieran los dos años anteriores, agentes de la nueva unidad de protección y acompañamiento (UPAL) de la Policía Local, atenderán a los ciudadanos que denuncien haber sido víctima de una agresión o abuso sexual en estas dependencias del hospitalito, salvaguardando de esta forma el anonimato y la integridad de las víctimas. Los agentes de la UPAL se encargarán de proteger y acompañar a estas posibles víctimas hasta el momento de la denuncia.

Los agentes de la UPAL desplegados en el carnaval, entre tres y cuatro por noche, actuarán de paisano pero en conjunción con sus compañeros del GOIA para prevenir posibles altercados. De esta forma, se intervendrá con los menores que sean captados consumiendo alcohol durante las noches de Carnaval o aquellos que presenten signos de embriaguez. En estos casos, los menores serán trasladados hasta el hospitalito hasta que los agentes localicen los padres y se los entreguen a ellos, procediendo también a realizar la correspondiente denuncia ante la Fiscalía del Menor.
Vídeos destacados: