Visita a dos centenarios de Santa Lucía.


La  alcaldesa de Santa Lucía Dunia González y la concejala de Acción Social, Juana María Alvarado visitaron este miércoles a dos vecinos centenarios.  Juan Caraballo Duarte, vecino de Casa Pastores, que el pasado 27 de octubre cumplió 102 años y María del Carmen Martínez Moreno que vive en el Doctoral y el próximo 21 de enero cumplirá 101 años.

Maria del Carmen nació y se crió en Santa Brígida, pero hace más de 15 años que vive en Santa Lucía. Cuando era joven ya venía al municipio del sureste grancanario a ver a su hermana Pilarito, que tenía una tienda en el Doctoral, la única que vendía petróleo. María del Carmen era ama de casa pero también hacía calados."Hice faldas  que se venden en el Pueblo Canario, las que hacíamos calados en las ropas que se vendían en el Pueblo Canario éramos tres, una de Tenoya, otra de Teror y yo”.

Dentro de un mes cumplirá 101 años, pero todavía hace calados y le muestra uno a la alcaldesa “este calado lo estoy haciendo por un encargo de una amiga, sirve para toallas”. María del Carmen añade que “haciendo los calados me entretengo un ratito, ahora estoy haciendo este con hilo blanco”.

La acaldesa Dunia González le cuenta a María del Carmen que “yo iba mucho a comprar a la tienda de su hermana Pilarito porque mis padres vivían cerca de aquí, yo soy hija de Rosita la costurera y Pepito el chófer “. María del Carmen conoció a la madre de Dunia González “ a mí me regalaron  un traje que era corto, porque en esa época se empezaban a usar los vestidos cortos aunque a mí no me gustaban. Rosita me arregló aquel vestido y no me cobró por el trabajo”. La centenaria vecina de Doctoral  se muestra agradecida por la visita, la acompaña su vecina Antonia Rosa “porque ya no tengo familiares,  solo me queda a una sobrina que vive en la Península”. En general se encuentra bien de salud “aunque me duele un poco este pie, pero el médico no sabe de lo que es”.


Más años que María del Carmen tiene Juan Caraballo Duarte, que nació en Femes (Lanzarote) pero se vino a trabajar a Santa Lucía. En la isla conejera se dedicaba a la labranza y al llegar a Gran Canaria se instaló en Santa Lucía “me puse a vivir en las cuarterías y a trabajar en el tomate, porque no había otra cosa”. Juan recuerda que “En las cuarterías había muchas moscas, había que espantarlas con un paño. Después hicieron casas nuevas con cemento”.

Juan Caraballo estuvo en la guerra civil española en Guadalajara “yo luché contra Franco, que hizo mucho daño y nos tuvo luego muchos años pasando hambre”. El centenario santaluceño que vive con su hija Margarita recuerda la dureza de los años de la dictadura, justo después de la guerra “Comíamos una lata de sardina y otra de atún y un pan para todo el día.” Caraballo añade que “Íbamos a trabajar, en la primera descansada que hacíamos nos lo comíamos todos todo junto.  Y luego, cuando regresábamos a la casa  en el camino cogíamos unos colinos y nos comíamos los tallos, con eso cenábamos”. Trabajó en los tomateros en los últimos años trabajó en la construcción y como jardinero, se jubiló a los 75 años "porque a los 65 solo me quedaba una pensíon de 35.000 pesetas, gracias a que trabajé 10 años más me jubilé con 65.000 pesetas de pensión".

La alcaldesa felicitó a los dos ancianos “porque han superado los 100 años y todavía pueden conversar y contarnos muchas cosas de la vida de antes, como hicieron hoy durante nuestra visita”. Los ancianos se mostraron agradecidos por la visita y el regalo de una planta y una cesta con productos de Santa Lucía: gofio, aceite, miel y turrón.

Vídeos recomendados:

Las Palmas

Canarias