Amenazaban a hosteleros con cortar la luz por una supuesta deuda.

Ocho detenidos y dos investigados no detenidos en Sant Celoni (Barcelona) y Breda (Girona)

Desarticulado un grupo de estafadores que amenazaba a hosteleros con el inminente corte de suministro eléctrico por una supuesta deuda

* Disponían de información privilegiada obtenida por su condición de comerciales de compañías eléctricas

* Los empresarios recibían una llamada telefónica conminándoles a ingresar entre 300 a 1.400 euros en una cuenta bancaria en un plazo de cinco horas para saldar una deuda pendiente con la suministradora

* Hay más de 50 denuncias en toda España, obteniendo un beneficio que supera los 50.000 euros en menos de un año

27-abril-2018.- Agentes de la Policía Nacional han desarticulado un grupo criminal que estafaba a empresarios de bares y restaurantes de toda España bajo la amenaza de corte del suministro eléctrico inminente. Con la información privilegiada que disponían por su condición de comerciales de compañías eléctricas, los detenidos exigían telefónicamente el pago de cantidades entre 300 y 1.400 euros antes de cinco horas por una supuesta deuda que constaba pendiente. Se han detenido a ocho personas, y otras dos como investigadas no detenidas, en Sant Celoni (Barcelona) y Breda (Girona) por más de 50 denuncias, con un beneficio obtenido superior a 50.000 euros.

Simulaban ser empleados de la compañía eléctrica
Las investigaciones se iniciaron el pasado mes de noviembre a partir de más de 25 denuncias que coincidían en el modus operandi, en un plazo de un mes y medio, en diferentes dependencias del territorio nacional –Barcelona, Santa Cruz de Tenerife, Madrid, Girona, Maspalomas, Zaragoza, Lugo, etc.-. Las víctimas recibían una llamada telefónica en la que una persona se identificaba como empleado de la compañía de electricidad de la cual eran clientes. El comunicante les amenazaba con el corte del suministro eléctrico del bar o restaurante de forma inmediata si en el plazo de cinco horas no realizaban un ingreso en una cuenta bancaria que le facilitaba por una supuesta deuda pendiente, con el consiguiente perjuicio para el empresario. Las cantidades exigidas oscilaban entre los 300 y los 1.4000 euros, con lo cual habrían obtenido unos 50.000 euros de beneficio durante los meses de actividad.

La información obtenida durante los meses de investigación permitió conocer que se trataba de un grupo perfectamente organizado y que estaba directamente relacionado con más de 50 hechos delictivos casi calcados denunciados en multitud de comisarías de toda España desde el pasado verano. Varios de sus integrantes eran o habían sido comerciales para la captación de clientes de varias compañías del sector eléctrico, por lo cual disponían de información privilegiada que utilizaron de forma fraudulenta para cometer las estafas.

Especialistas de la estafa
El grupo criminal tenía un máximo responsable, quien junto a algunos familiares y otros colaboradores se repartían las funciones. Así, unos captaban la información necesaria para dar credibilidad a la estafa, otros contactaban con las víctimas y otros contrataban cuentas bancarias para recibir las transferencias que ordenaban los perjudicados. Tanto el líder como a alguno de sus integrantes les consta un amplio historial delictivo, la gran mayoría diferentes modalidades del delito de estafa, lo que les acredita como auténticos especialistas.

La operación policial se salda con la detención de ocho personas y dos investigados no detenidos. Los registros llevados a cabo en las dos casas okupadas en Sant Celoni (Barcelona) y Breda (Girona) permitieron la intervención de abundante documentación relacionada con las actividades delictivas.

Los detenidos, a quienes se les imputan presuntos delitos de integración de grupo criminal y de estafa continuada, fueron puestos a disposición de la autoridad judicial correspondiente.

Las investigaciones han sido llevadas a cabo por agentes de la Brigada Provincial de Policía Judicial de Barcelona, Brigada Local de Policía Judicial de la Comisaría Territorial de Mataró (Barcelona) y de la Brigada Provincial de Policía Judicial de Girona.

Vídeos recomendados:

Las Palmas

Canarias