Alumbrado público por primera vez en las 504 viviendas de Jinámar.

El servicio de Alumbrado acaba de finalizar la segunda fase, con una dotación de 15.000 euros, gracias a la cual, y tras 20 años, se dota de iluminación a las calles desde las que se accede a estos edificios.
Las Palmas de Gran Canaria, miércoles 5 de abril de 2017.-
El Ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria ha invertido 15.000 euros para culminar esta semana la instalación del nuevo alumbrado público de las calles desde las que se accede a los portales de las 504 viviendas de Jinámar, unas vías junto a estos bloques residenciales que no contaban con iluminación desde que estas casas fueron entregadas por el Gobierno de Canarias hace más de 20 años.

El servicio municipal de Alumbrado se ha hecho cargo de esta nueva instalación después de que las zonas comunes de la urbanización de las 504 viviendas fueran formalmente recepcionadas por el Ayuntamiento hace un año, ya que hasta entonces eran de exclusiva competencia del Gobierno de Canarias.

Los concejales de Alumbrado y Aguas, Roberto Santana, y del Distrito Vegueta-Cono Sur-Tafira, Lourdes Armas, supervisaron ayer tarde junto a varios vecinos, la puesta en marcha del nuevo alumbrado de esta segunda fase. Durante los últimos 15 días los operarios municipales han instalado 12 nuevos puntos de luz sujetados por báculos de 1,5 metros unidos a las paredes de los edificios. El tramo en el que se han colocado estas luminarias es el que va desde los bloques 7 al 12, junto al colegio Néstor Álamo.

El servicio de Alumbrado del Ayuntamiento, tras mantener el alcalde Augusto Hidalgo un encuentro con los residentes en esta urbanización hace meses, verificó la necesidad de dotar de iluminación a las dos calles traseras de los bloques de la zona conocida como 504 viviendas de Jinámar, por lo que puso en marcha en febrero pasado una actuación que comenzó con una primera fase, cuando se colocaron 13 puntos de luz en el tramo de calle que va de los bloques 1 al 6, trabajos que tuvieron un coste de 12.000 euros.

Con la fase que se completó ayer, en total se han instalado 25 puntos de luz con tecnología LEDS de 36 vatios con una inversión global de las dos fases es de 27.000 euros.

Las luminarias empleadas en las dos fases son de fundición de aluminio inyectado a alta presión y de doble compartimentación, es decir, que tanto el compartimento del bloque óptico como el de auxiliares eléctricos son totalmente independientes, no siendo necesaria la abertura del bloque óptico para acceder al compartimento de auxiliares, protegiendo así el mismo y garantizando las prestaciones fotométricas a lo largo del tiempo.

Las luminarias LEDS instaladas tienen una vida útil mínima de 100.000 horas y además disponen de un dispositivo protector contra sobretensiones integrado en la luminaria.

ansite